Rss Feed
  1. Galletas rellenas de mermelada

    lunes, 29 de abril de 2013

    Si os gustan las galletas éstas os van a encantar. No solo por lo buenas que están sino por lo facil de hacer que son. Esta receta es original del blog de Kanela y Limón, que como no podia ser de otra forma todo lo que sale de sus manos es un éxito garantizado. Se pueden rellenar de mermelada del sabor que más te guste, yo he optado por mermelada de frambuesa.



    500 gr de harina de fuerza, 125 gr de mantequilla fria, 125 gr de azúcar, 1 huevo, 2 yemas, una pizca de sal, ralladura de 1 limón, 1 cucharada de agua fría (si es necesario añadir 1 cucharada mas).
    Para el relleno mermelada de frambuesa (o del sabor que más te guste), y un huevo batido para pintar.

    En un bol poner todos los ingredientes y mezclar hasta formar una masa granulada. Volcamos la masa en la mesa de trabajo y amasamos con las manos hasta que quede todo bien integrado. Formamos una bola con la masa, la envolvemos en film transparente y la metemos en el frigorifico un par de horas.
    Pasado el tiempo estiramos la masa lo más fina posible, la cortamos en círculos del tamaño deseado y con otro cortador mas pequeño de la forma que queramos (yo he utilizado uno redondo) cortamos en la mitad de los circulos obteniendo así las tapas superiores. Pintamos el borde de las tapas inferiores con huevo batido y colocamos en el centro una cucharadita de mermelada, no poner en exceso para que al hornearlas no se salga la mermelada por el hueco y se manchen las galletas. Colocamos la tapa superior y presionamos los bordes con un palillo para que queden bien selladas, y pintamos la superficie de las galletas con huevo batido.
    Precalentamos el horno a 180 ºC, colocamos las galletas en una bandeja de horno cubierta de papel vegetal y horneamos las galletas a 180 ºC unos 15 minutos hasta que estén doradas, sacarlas del horno y dejarlas enfriar sobre una rejilla. Si no se utiliza toda la masa se puede  congelar perfectamente.


    Print Friendly and PDF
    |


  2. Estamos en plena temporada de fresas y es increible la cantidad de aplicaciones que se le puede dar a este producto tan versátil. Por eso pensando en alguna combinación nueva me ha surgido esta receta. Con esta receta participo en el mega sorteo que hace Esmeralda en su estupendo blog Recelandia, os animo a que lo visiteis porque merece la pena ojear sus recetas.

     
    Para formar el cuerpo del pastelito: 1 base de bizcocho de vainilla, rollo de PVC de pasteleria para formar los aros, 200 gr de chocolate fondant, 100 ml de nata para montar.
    Para la mousse y terminación: 2 yogures griegos azucarados, 150 ml de nata para montar, 50 gr de azúcar glas, 3 hojas de gelatina neutra, 8 fresas grandes o fresones y mermelada de fresa al gusto para abrillantar.

    Con estos ingredientes salen 8 pastelitos. Empezamos formando los aros que darán cuerpo al pastel. Para ello he usado un molde redondo metálico de 6 cm de diámetro para tomarlo de referencia. Con el rollo de pasteleria he ido cortando tiras, colocándolas alrededor del aro y formando asi el aro de pvc, pegando los extremos con una tirita de celo adhesivo.
    De la base de bizcocho cortamos 8 discos, colocando el aro encima y presionando para que salgan del mismo diámetro que los aros. Colocamos en cada aro una base de bizcocho en el fondo.


    Ponemos ahora en un bol el chocolate troceado y los 100 ml de nata y calentamos en el microondas o al baño Maria, hasta que el chocolate se derrita, mezclamos bien y dejamos templar un poco. Con un pincel de silicona vamos untando los aros de pvc "por dentro", formando una capa lo suficientemente gruesa para que al desmoldar no se rompa. Una vez tengamos los vasitos de chocolate formados los metemos en el frigorifico para que el chocolate se solidifique y tome cuerpo.
    Mientras tanto preparamos la mousse. Para ello ponemos a remojar las hojas de gelatina en agua fria. En un bol montamos 100 ml de nata con 50 gr de azúcar glas. Le añadimos los 2 tarritos de yogur griego azucarado ligeramente batidos y mezclamos con cuidado. Los 50 ml de nata restantes los ponemos en un cuenco y calentamos en el microondas, le añadimos las hojas de gelatina hidratadas y escurridas y lo mezclamos bien para que se disuelva. A esta mezcla le vamos añadiendo poco a poco la mezcla de yogur griego y nata, moviendo suavemente para que todo se integre bien.
    Sacamos los vasitos de chocolate del frigo y los llenamos con esta mezcla repartiéndola entre todos por igual. Volvemos a meter en el frigorifico para que el conjunto tome cuerpo y se solidifique la gelatina, una media hora aproximadamente. Pasado este tiempo comprobamos que la mousse ha cogido cuerpo y procedemos a adornar con las fresas. Para ello lavamos bien las fresas, le quitamos la parte superior de las hojas, y partimos cada fresa en 4 trozos. Ponemos 4 trozos de fresa por pastel y terminamos calentando la mermelada de fresa (unas 3 cucharadas soperas) en el microondas lo justo para que se ponga un poco líquida. Repartimos la mermelada por la superficie de los pastelitos, por encima de las fresas, y volvemos a meter en el frigorifico. Dejamos enfriar como mínimo una hora.
    Para desmoldar los pastelitos sacarlos del frigorifico y con cuidado retirar la lámina de pvc que los envuelve, teniendo la precaución de no manipularlos en exceso para evitar que el chocolate tome calor. Ponerlos sobre la fuente o plato de presentación y mantenerlos refrigerados hasta el momento de servirlos. Es un poco laborioso de hacer pero con paciencia no es complicado y el resultado merece mucho la pena, os lo aseguro.


    Print Friendly and PDF
    |


  3. Bacalao al horno

    jueves, 4 de abril de 2013

    Cualquier época es buena para comerse un buen lomo de bacalao, no solo en Semana Santa. Asi que aqui os dejo una receta que cuando la probeis seguro que os gusta porque es muy facil de hacer y con ingredientes sencillos.


    4 filetes de bacalao, 250 gr de gambas peladas, 600 gr de patatas, 2 dientes de ajo, perejil, 10 tomatitos cherry, 50 ml de aceite de oliva, pimienta negra, una pizca de azafrán en polvo y sal.

    Pela las patatas y córtalas en rodajas mas bien finas. Pon en una sartén un poco de aceite y saltea las patatas hasta que estén casi hechas. Precalienta el horno a 200 ºC, arriba y abajo.
    Unta una fuente de horno con un poco de aceite dispón las patatas en el fondo de la fuente. Lava los tomatitos cherry y pártelos por la mitad y colócalos en la fuente del horno sobre las patatas. Salpimenta todo y mete la fuente en el horno y hornea durante diez minutos.
    Mientras tanto pon los 50 ml de aceite en un cuenco y añadele los ajos pelados y picados muy finos, un poco de perejil picado muy fino también, pimienta negra recién molida y azafrán; mezcla todo bien y reserva.
    Cuando pasen los diez minutos abre el horno y coloca en la fuente, sobre las patatas, los filetes de bacalao, las gambas peladas y la mezcla de aceite con el ajo que habías preparado anteriormente. Mete de nuevo al horno y cocínalo durante diez minutos más. Transcurrido el tiempo saca del horno y sirve el bacalao acompañado con las patatas y los tomatitos.


    Print Friendly and PDF
    |